Este fin de semana tuvimos la oportunidad de visitar la Granja María Elena (Santo Domingo de los Tsáchilas), donde empieza nuestra “Ruta de la Vainilla”.

Aquí, Eduardo, su propietario nos da una cordial bienvenida y nos invita a conocer algunas de las cosas que tiene dentro de este lugar.

Para empezar, pudimos conocer acerca de la cría de codornices, algo que para muchos de nosotros era desconocido. En este trayecto recorrimos desde la incubación de los huevos en algunas cámaras construidas por él, los cuartos fríos, las nacedoras y cada una de las etapas que tienen estas aves para poder dar huevos y para utilizar su carne. 

Algunos datos interesantes de estas aves:

·         Sus huevos tienen un patrón de diseño que es único por cada hembra.

·         Son aves que a partir del nacimiento son independientes de sus madres.

·         La principal forma de identificar el género está en el pecho; los machos tienen pecho amarillo y las hembras pecas.

·         Producen un huevo diario que es fértil.

Después de este entretenido recorrido, fuimos a la ruta que nos llevaría a conocer más sobre la vainilla.

Vainilla - orquídea

Vainilla - orquídea

¿Cómo se produce la vainilla en Ecuador?

Admitiendo que no conocíamos nada-o casi nada- acerca de esto, despejamos muchas de las dudas con las que empezamos.

Pudimos conocer que este proceso es algo insólito. Lo hacen a través de la polinización manual de cada una de las flores. Este trabajo lo realizan solo las mujeres por la delicadeza que este proceso implica; y se lo debe hacer todos los días. Pueden procesarse hasta cerca de 20 mil flores diariamente.

Son estas mujeres las encargadas de polinizar las flores, algo que en otros países donde se cultiva la vainilla, lo hace un tipo especial de abeja que aquí no existe, pero que tiene un efectividad del 25%, por lo que no se obtiene un buen rendimiento de la planta.

Estas flores, que son una orquídea –y tardan 4 años en crecer- luego serán una vaina de vainilla, si, solo UNA, que además tarda un año en formarse.

Luego de esta larga espera, todavía hay que seguir esperando, porque al estar listas para la cosecha, deben secarse al menos 4 meses para que su aroma se intensifique al igual que todas sus propiedades organolépticas.

La importancia que tiene aprender y conocer acerca de los productos que tenemos para trabajar es sumamente importante, desde ahí empieza el poder conocer la aplicación de cada uno de ellos. Sorprendentemente y fuera de lo que imaginamos “la vainilla es solo dulce”, se fabrican también sales, que –evidentemente- salan las preparaciones y solo perfuman con el inconfundible aroma de vainilla.

Para nosotros fue una experiencia en la que aprendimos mucho acerca de estos productos y respetándolos desde sus inicios. Fue una gran sorpresa conocer que una sola vaina, tan solo una toma tanto tiempo en crecer.

¡Gracias aEduardo, Esteban y a todo nuestro equipo por ser parte de esta experiencia!

Comment